14/12/09

EXTINCIÓN ARTESANAL DE JOYERIA




La recesión económica del país para muchos comenzó hace mas de 8 años, para ser específicos con la caída de las torres gemelas, y no como lo ha dicho el presidente Felipe Calderón quien presume que la recesión comenzó hace poco menos de un año y actualmente ya salió el país de ella.
Jesús Preciado es una de las personas que ha venido sufriendo los estragos económicos del país. Jesús era un joyero artesanal, tenía una microempresa dedicada a la fabricación de la joyería en oro y era a su vez un negocio familiar que sustentaba a la misma, todos los integrantes colaboraban en mayor o menor proporción.
"Don Chuy" como es conocido, aprendió este oficio gracias a su hermano menor para el cual trabajo por mas de seis años hasta que decidió independizarse y crear su propia empresa, cuenta que su negocio iba por buen camino y que ayudaba al sustento de su casa, duro 14 años dedicándose a la fabricación de oro y enseño a sus hijos mayores a este oficio, solo que en ellos busco la perfección mandándolos a curso especializados en joyería.
"Don chuy" narra, que la decadencia comenzó tras el acontecimiento que estremeció al mundo entero, la caída de las “torres gemelas”, esto dio como resultado el aumento del dólar, afectando directamente la economía mexicana quien se vio obligada a aumentar la materia prima de "Don Chuy", el centenario (oro), de inmediato sus ventas disminuyeron, su producto ya no los vendía en la misma cantidad a los estados de Michoacán y Guerrero que eran sus principales consumidores, debido a esto se vio obligado a aumentar sus precio. Omar(hijo de Don Chuy) platica sobre este acontecimiento que vivió al lado de su padre “el centenario subió muchísimo y pues ya no vendíamos igual que antes, así que mi papá nos comento que era bueno buscar trabajo, pero yo ya no quise dedicarme a la joyería”
"Don Chuy" poco a poco disminuyo su producción, empezó a vender sus herramientas para la joyería, además se presentaba otro fenómeno que amenazaba con la desaparición de los joyeros artesanales, el surgimiento de los centros joyeros en la ciudad. Después de 14 años de fungir como joyero decidió cerrar su negocio y laborar para una empresa, actualmente es dueño de una tienda de abarrotes en la ciudad de Guadalajara y platica que para poder emprender una empresa de joyería y poder competir con los centro joyeros seria necesario un capital de más de 100,000 pesos. También nos cuenta sobre los panoramas que le ofrece su nuevo negocio “la tiendita no deja mucho nunca se va a comparar con la joyería pero ya no tengo el dinero como para volver a empezarlo”, también decidió ya no enseñarle a sus nietos este oficio como lo hizo con sus hijos, pues para él la joyería ya no es rentable.






0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu comentario será moderado la primera vez que lo hagas al igual que si incluyes enlaces. A partir de ahi no ser necesario si usas los mismos datos y mantienes la cordura. No se publicarán insultos, difamaciones o faltas de respeto hacia los lectores y comentaristas de este blog.